KLM, la aerolínea más famosa de los Países Bajos (la forma elegante de decir “Holanda”) intentó ser “gay friendly” y sacó un anuncio con el título “no importa con quién hagas click”.

La imagen que acompañaba el amoroso lema, sin embargo, causó asombro-preocupación-burla y destrozó las redes sociales.

¿Por qué? Pues porque en la foto había tres cinturones de seguridad, todos con la bandera LGTBIQ+, pero solo uno de ellos es el que te puede salvar la vida en caso de problemas en un avión: el “heterosexual”.

Los otros dos cinturones (que suponemos que son el “lésbico” y el “gay”) provocarían una segura muerte en caso de accidentes.

No fuimos nosotros, fue la gay friendly KLM: Ser homosexual es letal si vas a viajar en un avión.

Comentarios

comentarios